Home GASTRONOMÍA Ferias gastronómicas

El Mercado Andino de Liniers, como una postal de Bolivia

Mercado Andino Liniers
Foto: Eva Mcd (Buenos Aires Connect)

Nunca dejamos de maravillarnos con las sorpresas de esta ciudad. Justo cuando creíste que sabés todo, que conocés todo, ahí es cuando Buenos Aires hace sus entradas más triunfales; para bajarnos los humos, recordarnos que todavía nos queda mucho por ver y enseñarnos a abrirnos con humildad a sus sorpresas.

Así que sin saber mucho con qué íbamos a toparnos, tomamos el tren y ya muy cerquita de la estación encontramos el Mercado Andino, en lo que también se conoce como el “barrio boliviano” o el “mercado boliviano”. No se trata de un recinto como tal, sino de varias calles repletas de tiendas, puestitos en la vereda y vendedores ambulantes.

Las tiendas tienen música con parlantes y por eso siempre hay un fondo interesante con cumbia peruana o esa linda música folclórica andina. De hecho, también vemos las típicas artesanías o tejidos incas, incluso trajes de lentejuelas tradicionales para los cantantes de cumbia: una colorida escena que irremediablemente traerá recuerdos de algunas esquinas de La Paz para los que estuvieron allí alguna vez.

Las “cholitas” bolivianas se posan en las veredas vendiendo frutas, legumbres e ingredientes exóticos que no suelen verse en capital y que se usan principalmente en las gastronomías de Perú, Bolivia, Colombia, Venezuela y Brasil (dicen que los los chef más top de Buenos Aires vienen hasta acá para hacer sus compras). Un gran imperdible son los supermercados con un sinfín de productos extranjeros a un buen precio, desde todo tipo de harinas, granos, nueces y condimentos (¡colores y sabores que no se imaginaron!) hasta galletas y snacks con marcas brasileñas que no están en el típico “chino”.

Por supuesto deben hacer un poco de turismo gastronómico, empezando por las deliciosas “salteñas” bolivianas que consisten en empanadas de masa dulce horneada rellenas normalmente con un jugoso guiso de pollo. Otra comida callejera típica de Bolivia que pueden encontrar acá es el “salchipapas”, no más complicado que su nombre: salchichas salteadas con papas fritas. Igualmente hay restaurantes en la zona para sentarse a degustar la típica sopa de maní boliviana o un ceviche.

Incluso hay centrales de autobuses con rutas hasta los países andinos. No cabe duda de la autenticidad de la comunidad que se ha asentado acá.

¿Que si vale la pena ir hasta Liniers para esto? Quizás las preguntas que deberían hacerse son: ¿Estoy abierto a moverme un poco para ver y probar cosas nuevas? ¿Disfruto del mix cultural que me ofrece esta vasta ciudad en la que vivo? ¿Disfruto viajar, en un sentido más amplio que el que implica un boleto de avión?

Mercado Andino
José León Suárez al 100 – Liniers
Abierto todos los días

Cómo llegar

Lo más fácil y rápido es tomar el tren de la línea Sarmiento desde Once y bajar en la estación Liniers. Si no, el colectivo 34 los puede llevar desde Plaza Italia (tarda 1 hora). Para llegar desde otros puntos de la ciudad consultar la app de Cómo Llego.