“Björk Digital”, una experiencia virtual lisérgica en La Usina

Bjork
Foto: Gobierno de la Ciudad

Fecha de inicio: 20 de septiembre 2017
Fecha de cierre: 30 de diciembre 2017

Luego de visitar ciudades como Tokyo, Reikjavik, Londres, Montreal y México, llega a Buenos Aires la exposición digital más grande del mundo creada por Björk, la cantante islandesa, en colaboración de una infinidad de artistas y realizadores. Desembarcó en nuestro país en el marco del Festival Ciudad Emergente y se encuentra sobre la avenida Pedro de Mendoza, a metros del ingreso principal de la Usina del Arte.

Björk es una cantante asombrosa, con una voz fuera de la común y una estética muy marcada por la psicodelia, el surrealismo y el simbolismo. No solo se ha dedicado a crear música, sino que ha intentado cruzar su arte con otras disciplinas como la educación, la tecnología, el video, la animación, etc. De todas esas relaciones riquísimas ha surgido esta exhibición, constituida de varias salas por las que el espectador irá avanzando y que incluye trabajos de Michel Gondry, Spike Jonze, Stephane Sednaoui y Nick Thornton Jones, entre otros.

La primera sala nos permite interactuar con tablets y probar la aplicación que Björk desarrolló para que niños y adultos pudieran experimentar el arte de la música a través de diferentes propuestas lúdicas. A partir de aquí la muestra se vuelve absolutamente personal y hace un recorrido visual e interactivo en donde Björk transita su pena por su separación de Matthew Barney. Gracias a la tecnología de realidad virtual en 360 grados, la exhibición nos sumerge de lleno en todos los estados de ánimo de la cantante, desde la angustia de la ausencia, pasando por estados de meditación y recogimiento, hasta el ulterior renacer de la artista como un fénix. Absolutamente conmovedor, este recorrido apela a las fibras más íntimas de nosotros como espectadores y espera encontrar en nuestra sensibilidad la capacidad de comprender y acoger el dolor ajeno, que también se vuelve nuestro dolor.

Como no buscamos arruinar la experiencia, no contaremos más, apenas lo suficiente para entusiasmarlos. Por otro lado, es necesario tener en cuenta algunos detalles: La experiencia dura alrededor de una hora y veinte y se puede ingresar de a grupos reducidos de solo 12 personas. Durante la semana el flujo de gente es mucho menor, pero los fines de semana suele haber cola y cierto tiempo de espera.

La muestra “Björk Digital” es una experiencia absolutamente fuera de lo común, de una belleza sobrecogedora. Es un privilegio contar con esta exhibición que enriquece el panorama de la ciudad y a todos nosotros como espectadores. No muy lejos de allí podemos visitar PROA, otra gran institución porteña dedicada al arte, y si queremos almorzar o cenar, siempre tendremos lista la mesa de Caseros.

“Bjork Digital” en La Usina del Arte
Agustín Caffarena 1 – La Boca
Martes a jueves de 14h a 19h, viernes de 12h a 21h
Sábados, domingos y feriados de 10h a 21h
Entrada libre y gratuita