Rabieta, una cerveza malcriada suelta en Palermo

rabieta
Foto: Agustina Canaparo (Buenos Aires Connect)

La confitería La París supo ser una de las más elegantes de Buenos Aires y testigo de grandes encuentros tras las carreras de caballos en el Hipódromo de Palermo. Conservó su espíritu clásico… pero desde noviembre 2017 se transformó en Rabieta, una cervecería artesanal que está dando que hablar. Rabieta se sumó a la movida cervecera de la ciudad con una identidad bien definida y un producto de calidad.

Es una opción perfecta para disfrutar del after office cuando cae la tarde. Todos los días hay bandas en vivo con música de todo tipo. Aún conserva su estética parisina tanto en la fachada, en sus murales y también en la decoración con sus luces de colores y faroles.  A diferencia de algunas cervecerías porteñas, que tienen poco espacio entre sus mesas o simplemente están pensadas para tomar y comer en la calle, en Rabieta lo que abunda es el espacio y hay opciones para ir en grandes grupos, en pareja o solo.

Los que están atrás del proyecto son un grupo de amigos con gran experiencia en el mundo cervecero, de hecho, varios son brew masters. Actualmente, tienen cuatro tipos de cerveza propia: la Dry Stout, American IPA, Golden y una Irish Red Ale, pero están trabajando en otras creaciones. Además, tienen más de doce cervezas invitadas de algunas de las cervecerías más importantes del país. También se sumaron a la tendencia de los Growlers y los clientes pueden disfrutar de las cervezas en sus casas.

Una de las opciones más creativas de la carta son los tragos con cerveza. La gran estrella es el Irish Car Bomb con cerveza Stout, shot de Jameson y Baileys. Hay otro trago para los amantes del chocolate, con base de licor de chocolate, Stout y Cognac y otro con IPA, gin y licor de Casis. Y para los que buscan opciones más frutales, pueden probar el de durazno, Campari, Triple Sec y el inconfundible sabor a la cerveza roja.

Quien está a cargo de la cocina es un chef francés y la carta es de lo más variada. Hay opciones para el picoteo con fiambres de Tandil, quesos y hummus casero. Y algunos platos más clásicos, ideales para maridar con las cervezas, como las papas fritas con queso cheddar, jamón ahumado y verdeo, alitas de pollo crocantes o rabas con alioli. Los que busquen algo más elaborado, también tienen ribs de cerdo a la barbacoa y ojo de bife con puré rústico con parmesano.

Rabieta es ideal para terminar la jornada laboral y disfrutar de una cerveza craft junto a los shows de música en vivo. Las opciones son realmente artesanales y quiénes las preparan tienen gran experiencia en el rubro cervecero. Los que quieran continuar la noche, pueden también cruzarse a los bosques de Palermo y conocer otra cervecería del barrio: Avant Garden. 

Rabieta
Av. del Libertador 3949 – Palermo
De martes a domingos de 18h a 2h
Precios: $ $