Sesiones de jam, para una aventura musical y espontánea

Una lista de lugares para hacer sesiones de jam en Buenos Aires, música espontánea, improvisada y mágica.


El principio es simple: un espectáculo improvisado, gente dispuesta a subir al escenario y un público que los escucha.

Tanto para artistas deseosos de compartir su pasión como para espectadores con ganas de descubrir nuevos talentos, las jams y los open mic siempre son una experiencia única. Sea cual sea su bando, no duden en descubrir esta selección de jams en Buenos Aires y disfruten de la magia de lo inesperado.

? Si están con ganas de repasar los clásicos del jazz, todos los domingos por la noche la Pazarriba organiza un concierto seguido de una jam abierta para todos los músicos. En este local amplio y con ambientación sutil, los músicos y cantantes ofrecen un espectáculo elegante y espontáneo.

? Para descubrir el jazz con sabor a soul y funk, diríjanse a la nueva guarida jazzera, la Nempla. Esta escuela de música se transforma todos los viernes y sábados por la noche en un super espacio para improvisar y festejar. Aficionados y profesionales se mezclan para crear un espectáculo vivo y embriagante. Una buena cerveza en una mano, un rico bocado en la otra, y a dejarse llevar por el ritmo.

? ¿Con ganas de disfrutar un momento lleno de ternura? El Open Folk en la Casa del Árbol ofrece a una docena de músicos la posibilidad de presentar algunas de sus composiciones todos los miércoles. Bajo una luz tenue, en un lindo escenario de madera, guitarras acústicas y voces melancólicas revelan un espectáculo de una dulzura tal que repara los corazones atormentados.

? Para un ambiente más under, todos los miércoles por la noche La Quince organiza a una jam de rap. La noche empieza con un recital y luego se animan los valientes a subir al escenario. Las notas funky nos hacen revivir los inicios del hip-hop y los raperos lo dan todo con su freestyle.

? ¿Andan necesitando un poco de humor para terminar el día? Cada miércoles o jueves por la noche, el Stand up club propone un open mic, para que los nuevos talentos de la risa pongan sus primeros chistes a prueba. Todos tienen 5 minutos para convencer al público… o no. El nivel es variado, a veces nos reímos a carcajadas, otras aplaudimos tímidamente para hacer el aguante. El ambiente es amigable, íntimo y espontáneo. Todo dirigido por una comediante profesional de calidad, que no va a dudar en llamarles la atención. Prepárense a reírse de sí mismos.


También les puede interesar:

Marine Wenger
Educatrice sociale, productrice musical, violoniste, passionnée du groove. Je suis une suissesse ayant été happée par le tourbillon créatif de Buenos Aires. J’aime vivre sa diversité culturelle, la décrire et la partager
12,685FansMe gusta
10,671SeguidoresSeguir
1,458SeguidoresSeguir

QUÉ HACEMOS ESTE FINDE?

Recibí los mejores planes para el finde directo en tu mail!