El Cuartito, donde el buen comer y la pizza se mezclan

En una ciudad donde abundan las buenas pizzerías, resulta difícil elegir cuál de todas ellas sobresale del resto, pero sin duda alguna, El Cuartito tiene méritos para convertirse en una de ellas. Tan solo con preguntar a los más veteranos donde “morfar” una buena pizza,  entre las primeras respuestas estaría este tradicional restaurante del centro.

A simple vista, el local no llama mucho la atención al visitante, salvo por su gran cartel luminoso. Pero una vez en su interior, su atmosfera nos absorbe y quedamos inmersos por su decorado viendo la enorme cantidad de cuadros de personalidades deportivas, banderines de fútbol y fotografías que forman parte de la cultura e historia argentina.

La especialidad de la casa es la pizza, napolitana y la tradicional fugazzeta al molde. Su tamaño es aceptable y los ingredientes empleados en ella son generosos pero tampoco excesivos. También son recomendables sus empanadas y la gran variedad de postres que la casa ofrece.

El ambiente puede resultar muy bullicioso donde los gritos del personal se mezclan con el de los comensales que se encuentran comiendo de parado en la barra de la entrada o en las mesas. Es una buena opción para ir con un grupo grande de amigos, ya que presenta un amplio espacio. Un aspecto a tener en cuenta de El Cuartito es la rapidez con la que los mozos, en su mayoría veteranos en el oficio, toman y sirven el pedido en menos de quince minutos, algo muy positivo para aquellos impacientes por comer.

Esta tradicional pizzería lleva deleitándonos con sus reconocidas pizzas desde 1934, fundada por la familia Maslatti, la cual posteriormente en 1968 entregaría el negocio a su actual dueño Miguel Lopez.

El Cuartito

Talcahuano 937 – Centro          

Tel: 4816-1758/4331

Domingo a jueves de 12h30 a 1. Viernes y sábado de 12h30 a 2.

Precios : $ $