TOP 5: Tragos en Buenos Aires “por todo lo alto”

Alvear Palace Hotel
Foto: Facebook de Alvear Palace Hotel

Buenos Aires es una ciudad que impacta tanto por su arquitectura como por su velocidad de vida, no en vano la llaman la “ciudad de la furia”. A veces para poder apreciarla en su justa medida hay que separarse un poco y ver las cosas desde lejos…o desde arriba: por eso les traemos nuestros elegidos para una experiencia literalmente “top”.

El primero es el piso 23 del Panamericano Hotel Crowne Plaza, en pleno centro. Se distingue por su bar lujoso con vista directamente a la avenida 9 de julio. Un poco más adelante de este bar vemos una piscina ideal para relajar cuando sales del spa que está en las mismas instalaciones. Desde el balcón de este piso tienen de fondo tanto el Obelisco con sus colores como la magia del Teatro Colón.

Saliendo hacia Recoleta, encontramos el Alvear Roof Bar, en el Hotel Alvear. Aquí se pueden disfrutar de unas vistas inigualables en el hotel más lujoso de la capital. Un lugar para no olvidar. Recuerden llevar vestimenta formal.

Uno de nuestros preferidos el instagrameable Skybar, un nido de águila en pleno centro de Buenos Aires. En el piso 13 del hotel Pulitzer, este bar de tragos abre su terraza cual mirador sobre la ciudad con un ambiente de after-office elegante pero sport. Ver el atardecer desde aquí no tiene precio.

En Dome, muy cerca del Congreso, se pierde la noción del tiempo entre la imponente vista de las cúpulas de edificios emblemáticos, la buena música y excelentes tragos. Un lugar para relajarse del ajetreo de esta zona tan conflictiva del centro. Lugar usual de los que trabajan en la zona para cortar la semana.

Por último Crystal Bar, el bar más alto de la ciudad. Con sus 128 metros de altura es el ideal para sentir que la ciudad está a nuestros pies. Los inmensas vidrieras muestran una vista insuperable de la capital argentina. Nuestra recomendación, sentarse en la barra, entablar conversación con el bartender y dejarse embriagar por el panorama.

EXTRA: Para presupuestos algo ajustados, está el restaurante Zirkel, un restaurante con cocina de inspiración alemana. Para deleitarse con el Strüdel, la Sauerkraut y el Gulasch, acompañados los que los excelentes vinos de la cava que poseen. El encanto del lugar es su vista a 360°, que les permite sentarse con vista al río o a la ciudad.

Leer, tomar, comer, reír, bailar, compartir... Me encanta conocer lugares nuevos, redescubrir los viejos y siempre sorprenderme con algo... "Journey before destination. "