Pasajes, cortadas y callecitas, esos tesoros escondidos

Si Caminito de La Boca es una postal ineludible de Buenos Aires, la capital porteña cuenta con muchísimos otros pasajes, cortadas y callecitas tan encantadores como secretos.

Empezamos nuestra excursión por el más famoso. A unas cuadras del Congreso, el Pasaje Dr. Rodolfo Rivarola parece salido de un barrio parisino. Nada sorprendente ya que esa fue exactamente la intención de los arquitectos, reproducir un pasaje de la capital francesa. Un inmenso reloj le da la bienvenida a los curiosos y refuerza esa impresión. Se lo conoce como el “pasaje espejo” ya que sus fachadas son perfectamente simétricas. Allí van a encontrar la excelente librería de arte Asunto Impreso. Bartolomé Mitre (o Perón) al 1300

- Anuncio -

En Recoleta, el Pasaje Suizo (también conocido como Pasaje del Correo) nos hace sentir también como en el viejo continente con sus luminarias, sus balcones, su peluquero y su exquisito restaurante Sirop Folie. Entre galerías de arte, anticuarios y boutiques de diseño, el Pasaje Calle de los Artesanos los transportará al otro lado del Atlántico. Vicente López 1661 / Calle de los Artesanos : Arenales 1239

En San Telmo, a lo largo de la calle Defensa, pueden refugiarse de las hordas de turistas domingueros en el Pasaje Dr. Giuffra (donde se encuentra el café Pride) y San Lorenzo (donde filmaron varias escenas de la película Happy Together – nuestra foto). A media cuadra de un lado y otro de la Av. Independencia, sobre Defensa

Único con su forma en cruz, el pasaje Butteler es una de las curiosidades del barrio de Boedo con sus murales de bailarines de tango. Av. La Plata y Zelarrayán

Formando una medialuna y cortando la manzana, el pasaje Enrique Santos Discépolo fue recientemente refaccionado por el Municipio de la Ciudad. La primera vía ferroviaria porteña solía atravesar esta callecita que hoy alberga el Teatro Picadero. Av. Corrientes y Riobamba

En el corazón de Almagro, justo frente al Abasto, el pasaje Carlos Gardel rinde homenaje al ídolo tanguero con inmensos murales. A la vuelta encontramos el pasaje Zelaya y su Teatro Ciego y el Pasaje del Filete, pequeño museo al aire libre de este arte típicamente porteño. Anchorena, entre Av. Corrientes y Tucumán

Alrededor de la iglesia San José de Flores (donde el joven Jorge Bergoglio, actual papa Francisco, tomó su comunión) encontramos tres pasajes: Pescadores, Salala y Gerónimo Espejo. Av. Rivadavia 6900

Palermo no se queda atrás con los pasajes Santa Rosa y Russel (donde encontramos la famosa librería Libros del pasaje) en los que podemos admirar hermosas manifestaciones del street art porteño. J. L. Borges al 1657 y al 1751

Si buscan más pasadizos secretos, les aconsejamos visitar esta hermosa página (con espectaculares fotos e información muy completa): pasajesdebuenosaires.blogspot.com.ar

¡Buen paseo!

Après un fabuleux septennat comme correspondant de L'Equipe et France Football, lors duquel j'ai écumé les meilleurs spots de la "Ciudad de la furia" chère à Soda Stereo, je vis désormais Barcelone. Où évolue un petit gars en short qui n'a pas volé son titre de meilleur ambassadeur de l'Argentine.