Misiones, mucho más que Iguazú

misiones argentina
Foto: M & G Therin-Weise

Cada vez que alguien nos habla sobre la provincia de Misiones, inmediatamente pensamos en las Cataratas de Iguazú, principal atracción turística de la Argentina y una de las siete maravillas del mundo. Más allá de las cataratas, esta provincia ubicada en la triple frontera con Brasil y Paraguay posee un patrimonio natural y cultural que realmente vale la pena recorrer.

Naturaleza exuberante y turismo verde

Ubicada en el corazón de un gran bosque tropical que ocupa un tercio de su territorio, Misiones es diferente a Buenos Aires. El verde de su densa vegetación contrasta con una tierra enrojecida por minerales de hierro, rodeada de muchos cursos de agua, y sus paisajes naturales nos dejan sin aliento.

- Anuncio -

Entre los sitios naturales, encontramos a Moconá, una brecha geológica única en el mundo en la confluencia de cinco ríos. Este cañón de 3 km que sigue el ritmo de las cataratas y los saltos, es un lugar soñado para una escapada en el medio de la naturaleza y el turismo deportivo, ya sea en trekking o en kayak. El Parque provincial de Moconá se encuentra dentro de la reserva Yabotí (“tortuga” en guaraní), donde podemos visitar el refugio del Yaguareté, el félino más grande de América. La atracción principal de la visita es el Gran Salto de Moconá, “el que todo lo traga” en guaraní.

Otro parque provincial de interés, ubicado al oeste de Moconá, es el Parque Provincial Salto encantado. Éste cuenta la leyenda de una tragedia amorosa entre dos amantes de tribus enemigas, cuyas lágrimas se transformaron en hilos de agua. El Parque propone un sendero razonable para todos, que también cuenta con un precio accesible, en pleno bosque.

Itinerarios de ecoturismo a través de la provincia de Misiones

Para los amantes del road trip o del senderismo, la Provincia de Misiones les propone dos itinerarios ecoturísticos, la Ruta de la Selva y la Huella Guaraní.

La Huella Guaraní propone 62 kms de exploración, de Colonia Fracan hasta la ruta 2. Un itinerario que se hace completamente sobre calles de tierra, accesible en auto, pero especialmente recomendado para los ciclistas o excursionistas. Ofrece una veintena de paradas entre parques naturales, campings para pasar la noche, miradores, y lugares de observación de animales. Tengan en cuenta que no hay señal en la mayoría del trayecto.

La Ruta de la Selva recorre toda la provincia, desde Iguazú hasta Posadas, ofreciendo 28 puntos de interés para descubrir. Ideal para un viaje en auto o para ciclistas experimentados, algunos caminos de tierra requieren un equipo adaptado. En este trayecto podemos observar una mina de piedras semi-preciosas, muchos parques provinciales, y las ciudades de Posadas y Eldorado con un laberinto de ríos para sumergirse en el agua en pleno bosque.

Ruta religiosa: misiones jesuitas y lugares de peregrinaje

Misiones es sede de una de las misiones jesuitas mejor conservadas de Argentina, la cual se remonta al siglo XVII y XVIII, en San Ignacio Miní. Reconocido patrimonio mundial de la humanidad por la UNESCO, estas misiones ofrecen vestigios históricos bien preservados, y constituyen un lugar importante para el turismo religioso en Argentina.

Al este de la provincia, encontramos el Parque de la Cruz de Santa Ana, que fue construido alrededor de un edificio en forma de cruz. Éste ofrece vistas panorámicas de los alrededores, y es también un lugar de peregrinaje que se visita por circuitos a pie. La provincia se llena de peregrinos en las fiestas patronales y el día de Peregrinaje de Cerro Monje en San Javier.

Descubriendo la cultura Guaraní

Las misiones jesuitas nos recuerdan el peso de la historia colonial y las grandes campañas de evangelización de los pueblos originarios, cuya rebelión entre 1754 y 1756 le costó la vida a más de 10.000 Guaraníes, según historiadores. Hoy, la población Mbya Guaraní representa 3.000 personas en Misiones, que viven en el seno de 74 comunidades.

Algunas de estas comunidades desarrollaron el turismo y les proponen a los visitantes que están de paso que descubran su cultura. Por ejemplo, las comunidades de Mbororé y Yriapú, en la Reserva de Yabotí, organizan visitas culturales, y una comunidad en San Ignacio ofrece demostraciones y ventas de artesanías. Estas visitas hay que hacerlas respetando las comunidades, ya que sus habitantes no son atracciones turísticas, por mucho que le pese a los que ofrecen visitas turísticas con una onda exótica. ¡Sin dudas se trata de la oportunidad ideal para aprender unas palabras en Guaraní!

*Traducción: Daniela Gambarotto